¿Necesitas ayuda?


Responsable SEMANTIC SYSTEMS, S.L. (NIF B-95234183)
Finalidades Atención al usuario
Destinatarios Prestadores de servicios auxiliares externos con acceso a datos, órganos jurisdiccionales, Administración Pública.
Derechos Revocación, acceso, rectificación, oposición, cancelación, limitación, portabilidad y oposición a decisiones automatizadas rgpd@semantic-systems.com
Info adicional Política de privacidad

ENVIAR

BORRAR


¿En qué ayuda un sistema MES a mi empresa?

Los sistemas MES (Manufacturing Execution System o Sistema de Ejecución Manufacturera) son ampliamente conocidos en las plantas de producción.

 

Ayudan a controlar todas y cada una de las áreas clave, además de garantizar el ideal de cualquier gestor: reducir los costes y conseguir una mayor eficiencia en todos los procesos involucrados.

 

Pero no nos engañemos. Un software de este tipo es un producto complejo, con sus ventajas, beneficios y, por qué no, inconvenientes.

 

En el artículo de hoy te contamos en qué consiste este tipo de software, qué aspectos de tu empresa puede mejorar y qué consideraciones debes tener en cuenta.

 

Qué puede aportar un sistema MES a tu empresa

No hace falta mencionar la importancia de simplificar procesos de producción, permitiendo a los responsables de las plantas producir en menos tiempo y con mayor precisión los mismos productos.

 

El problema está en que conseguir simplificar o mejorar estos procesos no es tan sencillo. ¿Cómo los medimos? ¿Qué datos son relevantes y de cuáles podemos prescindir?

 

Gracias a un sistema MES puedes capturar datos procedentes de las diferentes áreas que nos permitan realizar análisis. Como resultado de estos análisis, obtenemos información que permita a los responsables tomar decisiones sobre qué debe mejorar.

 

Webinar repcon Factory

Optimización de procesos

La tecnología MES ha conseguido transformar la forma en la operan las empresas, dejando atrás sistemas tradicionales restrictivos para dar lugar a una forma de sistemas inteligentes y automatizados.

 

Eliminando la necesidad de monitorizar y realizar informes basados en papel, el principal beneficio de un sistema MES es mejorar la eficiencia, proporcionando aprendizajes de gran utilidad para el negocio, así como eliminar errores y mejorar la utilización de recursos.

 

Los datos se pueden registrar en tiempo real, lo que ayuda a las empresas manufactureras a optimizar sus procesos de producción general en plantas individuales, así como en instalaciones globales.

 

Es importante señalar que los sistemas MES son parte de los avances tecnológicos más amplios que han dado lugar a la industria 4.0 y que tendrán como resultado la digitalización de extremo a extremo de los procesos de producción y fabricación. 

 

Pero también ayudará a que se generen más datos significativos en toda la cadena de suministro que pueden ayudar a las empresas a obtener beneficios comerciales más amplios.

 

Por ejemplo, la presentación de informes en tiempo real puede conducir a la identificación de problemas, lo que ayuda a aumentar la capacidad de respuesta y resaltar las oportunidades de mejora. 

 

Los sistemas MES se están convirtiendo en un componente crítico del proceso de fabricación para respaldar estos desarrollos. Sin embargo, hay que señalar que  también se están volviendo más complejos.

 

Conectividad entre sistemas

Otro de los aspectos más importantes que hay que señalar sobre los sistemas MES y sus beneficios para las empresas es que se pueden conectar mediante redes a otros muchos sistemas. 

 

Como es lógico, gracias al mayor alcance del sistema MES, se pueden monitorizar y controlar otras áreas empresariales que lograrán una mejor integración con procesos tales como la facturación, el seguimiento de los pedidos y la atención a los clientes.

 

La contrapartida de la conectividad entre sistemas es que se necesita un mayor de nivel de soporte y mantenimiento para garantizar la efectividad de la tecnología.

 

Cumplimiento de la normativa

La industria 4.0, como la tradicional, debe cumplir una serie de requisitos legales.

 

Pensemos, por ejemplo, en industrias como la automotriz, donde los estándares de seguridad son una parte importante del producto final.

 

Para lograr mayor eficiencia, es necesario garantizar que los datos que se recopilan sean precisos y se almacenen de forma segura, sin afectar la eficiencia operativa general del negocio. Los datos electrónicos pueden permitir la visibilidad de la información en tiempo real, lo que puede ayudar a racionalizar las operaciones y respaldar el cumplimiento de la normativa.

 

La implementación de procesos estandarizados para administrar nuevos datos no solo aliviará la complejidad de lidiar con los nuevos desarrollos dentro de la industria, como por ejemplo, la demanda de cambios rápidos en los productos.

 

También ayudará a identificar problemas y proporcionar información valiosa en el proceso de producción, lo que lleva a una toma de decisiones y una resolución de problemas más rápida.

 

Ebook descargable

Eliminar actividades sin valor añadido

No sería la primera vez que en el proceso de producción se añaden actividades o tareas que, posteriormente, se revelan sin valor añadido.

 

Pueden ser flujos de trabajo ineficaces, ciclos de control de calidad que se pueden simplificar o tareas redundantes que no añaden nada.

 

Menor coste con mejor calidad

Es innegable que reducir el coste del proceso de producción es una idea atractiva, pero no serviría de nada si eso significa que la calidad cae en picado.

 

Gracias a un sistema MES, puedes permitirte ambas cosas, ya que el control de calidad forma parte de las acciones automatizadas que te puedes permitir.

 

Una mejor calidad te permitirá un margen más amplio, especialmente desde que los nuevos actores del mercado (como los ecommerce) han reducido considerablemente los márgenes de algunos sectores.

 

Posibilidad de nuevos productos en menor tiempo

Para aquellas industrias que trabajan bajo demanda, la adaptación a nuevos productos es fundamental.

 

Estos requerimientos obligan a los fabricantes a adaptarse rápidamente a la creación de nuevos procesos en el menor tiempo posible. Gracias a un sistema MES, ya es una realidad.

 

Resolución de problemas en tiempo récord

Un producto defectuoso supone la pérdida de importantes ingresos para los fabricantes. El problema está en que no siempre es posible determinar el origen del problema y solucionarlo en el menor tiempo posible para que la producción pueda volver a ponerse en marcha.

 

Visibilidad de toda la cadena de suministro

Por último, pero no por ello menos importante, un sistema MES permite a los jefes de planta, profesionales financieros y gerentes visibilizar la cadena de suministro como un todo.

 

Gracias a la imagen completa, los responsables podrán visibilizar flujos de trabajo, procesos, equipos, áreas y productos, junto a las métricas más relevantes que permiten un mejor control y optimización.

Jose Ruiz

Manuel Vilchez, Responsable unidad repcon Factory.

Ingeniero de Informática por la Universidad de Deusto. Diseño e integración de soluciones informáticas con experiencia en diversos sectores: Industria (Fabricación), Logística (Aprovisionamiento), Seguros (Vida), Financiero (Banca), Administración pública.